Conmovedor

El gato leal nunca salió del estacionamiento donde trabajaba su difunto dueño porque espera que se reencuentren algún día

Si se menciona la palabra “lealtad” a cualquiera, el pensamiento inmediato que les viene a la mente es la imagen de un perro esperando con devoción junto a la puerta a que su dueño regrese a casa.

 

La lealtad se ha convertido en sinónimo de los caninos y su incomparable amor por sus compañeros humanos. Muy al contrario de su contraparte animal, los felinos. Se sabe que los gatos tienen una mente propia que no se puede domesticar con trucos y golosinas.

A decir verdad, los gatos tienen sus propias formas de mostrar lealtad. Tienes que ganártelo, siendo leal a ellos. Puede sonar tonto, pero es un hecho. Aquí tienes la historia de uno de esos gatos.

 

Todo comenzó cuando una mujer vio a un gato deambulando sin supervisión en el sótano de un estacionamiento. La mujer frecuentaba el lugar, por lo tanto, la adorable bola de piel que caminaba era algo común para ella. Muy pronto, el gato se dio cuenta de que cuando la mujer estaba allí, venía corriendo hacia ella, meneando la cola y frotándose contra sus piernas con amor.

Sin que ella lo supiera y la innumerable cantidad de personas a las que el gato sonríe a cambio de algunas mascotas y golosinas, tuvo un pasado aplastante. El gato pertenecía a un asistente de estacionamiento que trabajaba en el lugar.

Para hacerle compañía, llevaba al gato a su trabajo todos los días sin falta. Por desgracia, su rutina llegó a un breve final cuando el anciano fue despedido debido al cambio en el sistema de mantenimiento del estacionamiento de manual a automático.

Sin embargo, la verdadera tragedia fue el fallecimiento repentino del hombre en un accidente, lo que dejó al gato con una despedida no dicha y un dolor duradero.

 

Devastado, el gato se dirigía al lugar de estacionamiento para buscar a su dueño fallecido. Los intentos iniciales de la dirección y del hijo del anciano para traer al felino de regreso a casa fueron inútiles.

De alguna manera, el gato terminaría deambulando por el estacionamiento.

 

Finalmente, la gerencia fue lo suficientemente considerada como para aceptar al gato como el nuevo asistente del estacionamiento con una remuneración de deliciosas golosinas. Desde entonces, la gata nunca abandonó el lugar, ocupándose de sus asuntos y animando a la gente que pasaba junto a ella.

Esta historia de lealtad demuestra que los gatos también son cariñosos y dedicados a sus dueños. Es nuestra responsabilidad como seres humanos no discriminarlos ni аbusаr de ellos como seres inferiores.

Related Articles

Leave a Reply

 АНХААР!

Та сэтгэгдэл бичихдээ хууль зүйн болон ёс суртахууныг баримтална уу. Ёс бус сэтгэгдлийг админ устгах эрхтэй. Мэдээний сэтгэгдэлд манай сайт хариуцлага хүлээхгүй.

Back to top button